Lo que oculta la palabra

Mendigos, ladrones, impedidos, menesterosos, indigentes, transeúntes, sin techo… estos y muchos otros términos han sido usados para referirnos a las personas sin hogar a lo largo de la historia.

Desde siempre, han sido un colectivo olvidado, al que no se le ha mirado en su totalidad, pasando desapercibidos para nuestros ojos.

Hasta ahora, el concepto para referirnos a ellos, no ha tenido en cuenta a la persona en su total dimensión, el problema del sinhogarismo, sólo se ha centrado en el atributo de la visión materialista de un “techo”, refiriéndose a la falta o carencia de un alojamiento apropiado, limitándose a la situación física de no tener vivienda.

Seguir leyendo «Lo que oculta la palabra»

La Hospitalidad como servicio a la sociedad

Justo en torno de la fiesta de San Juan de Dios, que siempre es motivo de unión y de fraternidad, este año ha tenido bastantes alteraciones que nos han alejado de lo que habría sido habitual. Pero que no debería alejarnos de la esencia de las enseñanzas de Juan de Dios ya que, así fue su vida y así lo estamos aprendiendo de él.

Estos momentos pueden ser ocasión propicia para seguir construyendo en Hospitalidad.

Seguir leyendo «La Hospitalidad como servicio a la sociedad»

“Hay que aplaudir a todos los que están esforzándose por el bien común”

Situaciones extremas, como la que estamos viviendo a nivel mundial con la pandemia del coronavirus, pese a su peligro, saca lo mejor de las personas y actos de humanidad maravilloso. Una gran lección, la que estamos viviendo, que, sin duda, sirve de aliento para todos.

A continuación, reproducimos la carta escrita por un residente de la Unidad 6 del Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos, en Madrid, agradeciendo a todo el personal su trabajo en una situación de salud pública tan peligrosa. 

¡¡GRACIAS!!

Miércoles, 18 de marzo de 2020

Tenemos que agradecer todos: lo “todo” que está poniendo el personal, sobre todo de esta unidad, la 6, y supongo de otras unidades también, del Centro San Juan de Dios. El “todo” esfuerzo por cuidar y velar por nuestra salud. Por favor, nosotros tenemos que velar y colaborar porque éste es un problema de todos. 
No seamos egoístas, miremos por deber nuestro: el buen rollo entre nosotros. El buen rollo significa, sobre todo: ser serios y responsables. De momento lo estamos siendo y lo tenemos que tener en cuenta; durante el tiempo que haga falta; que nadie “tire la toalla” o se tome todo a cachondeo o broma. Es la vida de todos la que está en juego. 
Hay que aplaudir a todos los que están esforzándose por el bien común. Personal sanitario, de limpieza, proveedores, mantenimiento y nuestros psicólogos y monitores. También nosotros nos tenemos que aplaudir entre nosotros. El ánimo hay que mantenerlo y también mantener el orden Significa hacer caso de los pasos o pautas, lo que nos van dando nuestros profesionales. NO hagamos el tonto, como si no pasara nada. Compartir el cigarro, coger colillas y demás
Hay que mantener la esperanza de que todo esto pasará, Pero no bajemos la guardia
Un aplauso.
Ánimo chicos somos los mejores.. 

Para todos nosotros. La Unidad 6, San Rafael.